Magos

“Historias al calor del brasero”

La noche había caído largo tiempo ha. El silencio se había adueñado de la fortaleza y sólo las pisadas de los centinelas conseguían romper su manto. En la pequeña torre edificada hacia la mitad del puente que salvaba el enorme foso circundante de la fortaleza, parpadeaba una luz a través de la tronera que se abría sobre las negras aguas. Dentro de esa pequeña torre, al tenue resplandor de unas candelas, un hombre se afanaba en descifrar unos caracteres dibujados sobre pergamino.
Se trataba de un hombre de edad indefinida, algo encorvado y de movimientos pausados, que le definían como hombre de estudio. Sus maneras sin embargo, emanaban autoridad y una gran seguridad, su presencia infundía respeto y su mirada penetrante, temor. Todos se dirigían a él como Magister.

Ilust.: Fotograma de la película “El gabinete del doctor Caligari”

Cabinet-of-The-Cabinet-of-Dr-Caligari-Minima-review-by-Richmond-Harding

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s